75 ideas de negocios para emprender – 1a parte

Hoy son muchas las personas buscando dejar el mundo corporativo para hacer algo que alimente su pasión. La gente no se quiere retirar a los 60 (o más) y al mirar atrás, sentir que desperdiciaron su vida.

Afortunadamente, hoy es increíblemente fácil iniciar un negocio desde cero sin invertir una fortuna. Desde hoy te proporcionaremos una lista de 75 ideas diversas, que puedes iniciar por poco dinero y desde la comodidad de tu casa. Algunas no requieren más que una conexión a internet, y otras requieren ciertas licencias o habilidades… ¡tu decides!

1. Hacer Chatbots

Murray Newlands, experto en ChatBot, y dice: ‘Hace diez años todas las empresas necesitaban una página web y hace cinco años todas las empresas necesitaban una app, hoy en día todas las empresas necesitan abrirle la puerta a la mensajería con Inteligencia Artificial y chatbots”. Esto crea oportunidades y trabajos. Puedes aprender a hacerlos de manera gratuita aprendiendo a programar, y luego hacérselos a las empresas.

Los chatbots son lo de hoy y estamos en un punto en el que todas las empresas necesitan uno. Los chatbots se han convertido en una gran oportunidad para que las empresas interactuen con sus clientes, recaben información y mejoren sus esfuerzos de marketing y servicio al cliente. Puedes empezar a crear chatbots rápidamente sin necesidad de programar. Lo único que necesitas es:

  • Leer sobre los bots y su funcionalidad
  • Crear una cuenta
  • Aprender sobre la empresa que necesita un chatbot
  • Crear su bot
  • Lanzarlo en Facebook Messenger

Y no requieres de cursos de programación.

  • La plataforma es increíble porque:
  • Trabaja con Facebook Messenger y sus comentarios.
  • Puede mostrar promociones a los clientes bajo demanda
  • Reconoce variaciones en palabras clave
  • Puede procesar órdenes de Facebook
  • Se integra con casi todas las plataformas de pago existentes

2. Servicios de contabilidad

¿Eres bueno con los números y quieres trabajar desde casa? Para ser un contador freelance lo único que necesitas es tu título, y ser bueno con los números. Hay muchas herramientas para aprender a hacer facturas y llevar las cosas claras con Hacienda.

3. Asistente personal o virtual

Aunque estos trabajos no suenan tan glamorosos, la verdad es que pagan bien. Si ya has tenido un trabajo similar en una oficina, verás que la versión digital te da mucha más libertad. Utiliza plataformas como upwork.com para encontrar clientes y puedes elegir:

  • Tus clientes
  • Tus horarios
  • Tus tarifas

4. Servicios de marketing

El marketing sí requiere de cierta experiencia y conocimiento. Habiendo dicho esto, si no tienes experiencia, invierte en un curso digital que no sólo son baratos, sino que te darán las herramientas necesarias para iniciar una agencia de marketing que puedes hacer crecer en el futuro. Hay muchas opciones en este ramo que se abren cada día, como el influencer marketing.

Las empresas siempre están buscando freelancers que les puedan ofrecer textos optimizados para Google y que puedan convertir sus visitas en clientes potenciales. Además podrías ofrecerte a subir el contenido a sus sitios y mejorar su SEO con:

  • Meta descripciones
  • Los títulos correctos
  • La densidad de palabras clave correcta
  • Tags y categorías
  • Imágenes relevantes optimizadas

5. Consultor de redes sociales

¿A quién no le encanta Facebook, Twitter e Instagram? Si eres bueno en redes sociales, pero no tienes entrenamiento profesional, tanto Twitter como Google ofrecen cursos completos con certificaciones reconocidas que requieren muy poca inversión. Las redes sociales son un negocio con potencial ilimitado y una base de clientes que puede extenderse al mundo entero. Y no parece que esta tendencia vaya a morir en ningún momento cercano, si acaso, veremos el surgimiento de nuevas plataformas expandiendo aún más las posibilidades. Y puedes usar herramientas de administración para facilitar tu trabajo.

6. Marketing de afiliados

Es muy sencillo iniciar en el marketing de afiliados y tiene que ver con ganar una comisión por promocionar los productos o servicios de una empresa. Básicamente eliges un producto, lo promocionas y ganas por cada venta que se genere a través de ti. Un negocio de marketing de afiliados es muy fácil de arrancar si:

  • Tienes un blog o un sitio web propio
  • Puedes demostrar tu éxito con muchas visitas
  • Ya has hecho marketing de afiliados y puedes mostrarle los resultados a tus clientes potenciales

7. Probador o escritor de reseñas

Las personas y las empresas suelen buscar a personas que hagan reseñas de sus productos para que otros quieran comprarlos. Puedes empezar con un perfil en sitios de freelancers o acercarte directamente a las empresas, ofreciéndoles una reseña a cambio de dinero por convertirte en un influencer. Y si ya tienes tu propio blog o sitio web puedes escribir artículos enteros sobre sus productos, lo que te permitiría cobrar mucho más a la larga y construir un portafolio de clientes que mostrar en el futuro.

8. Servicios secretariales

Parecido a ser asistente virtual, los servicios secretariales remotos no requieren experiencia. Lo único que necesitas es:

  • Ser organizado
  • Tener habilidades de comunicación
  • Administrar bien el tiempo
  • Tener un nivel alto de autonomía

Las tareas de tu día a día como secretaria freelance podrían incluir:

  • Agendar citas
  • Organizar calendarios
  • Contestar correos
  • Armar presentaciones
  • Responder llamadas

9. Consultor de citas digitales

¿Eres bueno con las palabras? ¿O ya encontraste a tu media naranja y quieres compartirle al mundo cómo lo lograste? Puedes convertirte en el cupido de alguien y ayudarlo a encontrar el amor convirtiéndote en un consultor de citas. Esto suele incluir un alto nivel de responsabilidad, porque vas a estar guiando a las personas. Entre tus tareas diarias podrían estar:

  • Administrar perfiles en páginas y apps de citas
  • Escribir perfiles
  • Ofrecer actualizaciones por teléfono sobre sus matches.

10. Asistente o vendedor de Ebay

Esto es similar al marketing de afiliados, con la diferencia de que en lugar de promocionar el producto, lo estarías vendiendo directamente al cliente. Cuando vendes productos de otras personas en Ebay o en cualquier otra plataforma ganas por la comisión que le cobras al dueño del producto tras la venta.

Desafortunadamente, este tipo de trabajo conlleva ciertos riesgos. Por lo general, los estafadores atraen a los vendedores de Ebay y usan papeles de envío falso para convencerlos de hacer pagos. Y, aunque te estafen, tu serás el responsable de que tus clientes no reciban sus productos. Así que siempre recuerda:

  • Conocer bien al distribuidor
  • Mantener tus pagos en tu e-wallet hasta que el cliente confirme que recibió el producto
  • Reportar cualquier actividad sospechosa
  • No compartir información bancaria con nadie

No te pierdas las siguientes 65 ideas que publicaremos en los próximos días!